- Sputnik Mundo, 1920, 11.02.2021
España
Últimas noticias de España. Temas de actualidad informativa de todas las comunidades autónomas españolas.

David Summers a Sputnik: "Me pararon los de las FARC, me sacaron del coche a punta de pistola"

Síguenos en
Mundo
Video
Hombres G cumple 40 años revolucionando generaciones sobre los escenarios y su fenómeno parece inagotable. El cuarteto madrileño continúa levantando pasiones y triunfando allá donde va. David Summers charla en 'Sin tapujos' sobre cómo han sido estas décadas de éxitos y sobre su nuevo disco, 'La esquina de Rowland', que está a punto de ver la luz.
"Me he pasado 35, 40 años de mi vida riéndome sin parar, cantando y haciendo lo que me gusta. El éxito no me ha supuesto ningún trauma y seguimos riéndonos muchísimo y tomándonoslo todo un poco a coña". Ese podría ser el resumen de la vida de Summers y del resto de componentes de Hombres G, o de como les bautizaron en la década de los 80: "Los Beatles latinos" o "Los Beatles españoles".
Estados Unidos, América Latina y España se rindieron a los pies de este grupo que, como el propio Summers confiesa, nació de una manera completamente improvisada, como improvisado e "inesperado" fue su tremendo éxito. El fenómeno fan de la hombresgemanía traspasó todas las fronteras, y Summers recuerda anécdotas de las "chicas cocodrilo" a su llegada a países como México y Perú, donde las fans colapsaban los aeropuertos y tenían que contar con varios guardaespaldas "armados hasta los dientes" que velaban por su seguridad y que registraban hasta el último centímetro de cada lugar en el que se alojaban.
"Más de una vez encontramos chicas debajo de la cama o en la ducha", recuerda el vocalista del grupo. Y señala como en una ocasión, incluso, una fan en Chile se encaramó en la cornisa de su habitación de hotel, a una altura de un piso nueve, solo para que le firmara un autógrafo.
Hombres G está a punto de publicar el que, según el cantante, es "el mejor disco que ha escrito al menos en el siglo 21". La esquina de Rowland habla del bar del mismo nombre donde comenzó todo. En el Rowland, el cuarteto gamberro madrileño se tomó sus primeras cervezas soñando con hacer música y cuatro décadas después tanto ellos como este lugar emblemático continúan impertérritos.
"Siempre pienso que la mejor canción está por venir. No tengo miedo a no ser tan bueno como antes porque, aunque ahora soy otra persona, mi manera de componer no ha cambiado. Yo cuento siempre la verdad para que la gente me crea y mi objetivo principal es que el público se lo pase de puta madre", asegura el artista.
Lo último
0
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала