América Latina
Desde el Río Bravo hasta Tierra del Fuego, noticias, reportajes y análisis sobre la realidad latinoamericana

EEUU borra a las FARC de su lista negra y abre la puerta a la paz

© REUTERS / Luisa GonzalezUn partidario de la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC) sostiene una paloma de papel con el nombre de un exrebelde muerto durante una vigilia en memoria de los exguerrilleros de las FARC asesinados tras el acuerdo de paz con el Gobierno, en Bogotá, Colombia, 25 de febrero de 2020.
Un partidario de la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC) sostiene una paloma de papel con el nombre de un exrebelde muerto durante una vigilia en memoria de los exguerrilleros de las FARC asesinados tras el acuerdo de paz con el Gobierno, en Bogotá, Colombia, 25 de febrero de 2020.  - Sputnik Mundo, 1920, 30.11.2021
Síguenos en
Mundo
Video
BOGOTÁ (Sputnik) — La remoción de las antiguas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) de la lista de EEUU de organizaciones terroristas facilitará el uso de recursos internacionales para excombatientes y, por tanto, la implementación del acuerdo de paz, auguran analistas.
"Eso le va a permitir a agencias norteamericanas apoyar procesos de reincorporación, ya sea a través de Usaid [Agencia de los EEUU para el Desarrollo] u otras agencias. En el pasado no era posible justamente porque tenían ubicada a la organización dentro de esa lista que ellos unilateralmente plantean", dijo en entrevista con la Agencia Sputnik el analista de seguridad y conflicto Alejo Vargas, de la Universidad Nacional de Colombia.
Este martes 30, el secretario de Estado (canciller) de EEUU, Antony Blinken, anunció que su país había revocado la designación de las FARC, guerrilla que firmó la paz con el Gobierno colombiano en 2016, como organización terrorista extranjera.
La retirada no implica la suspensión de cargos individuales de la justicia estadounidense contra los antiguos miembros de las FARC, como los relacionados con tráfico de drogas, pero sí le da vía libre para apoyar "la implementación del acuerdo de 2016, incluido el trabajo con combatientes desmovilizados", señala el comunicado del Departamento de Estado.
El expresidente colombiano Juan Manuel Santos (2010-2018), cuyo Gobierno firmó la paz con las FARC y quien reconoció haber hecho gestiones para la decisión de Washington, ya había dado más detalles sobre las restricciones que significaba la permanencia de la que fuera la guerrilla más poderosa del país en esa lista.
En una entrevista este fin de semana con el diario El Tiempo afirmó que, por ese motivo, se había "entorpecido la sustitución de cultivos ilícitos o los proyectos productivos, porque [sus exintegrantes] ni siquiera pueden abrir una cuenta bancaria".
El expresidente colombiano Juan Manuel Santos - Sputnik Mundo, 1920, 06.10.2021
América Latina
A cinco años del Nobel de la Paz, ¿cuánto pesa Juan Manuel Santos en Colombia?
Las FARC eran consideradas terroristas por EEUU desde 1997 y, además de las restricciones en el sistema financiero internacional, sus antiguos miembros también tenían prohibida su entrada a ese país.
"Las FARC como grupo se terminaron. Obviamente, siguen grupos disidentes, pero eso ya es otra cosa", agregó el analista Vargas.
Para él, el anuncio es "reconocer esa realidad y que ellos cumplieron los acuerdos. Dejaron las armas y están en la tarea de reincorporación económica, social y política a través del partido Comunes", agregó.
El acuerdo de paz posibilitó la entrada de los exguerrilleros a la política, pues les concedió 10 curules en el Congreso por dos períodos.
Al menos 13.000 excombatientes entraron a la vida civil tras la firma.
El máximo líder de las FARC, Rodrigo Londoño, alias Timochenko - Sputnik Mundo, 1920, 30.11.2021
América Latina
'Timochenko' celebra la decisión de EEUU de retirar a las FARC de la lista de terroristas

FARC 2.0

EEUU revocó la consideración de "organización terrorista" para las FARC, pero en su lugar, incluyó a las disidencias de ese grupo que no se acogieron al acuerdo de paz: la liderada por Miguel Botache (alias Gentil Duarte), a la que Washington denomina FARC-EP; y la que comanda Luciano Marín (alias Iván Márquez), Segunda Marquetalia.
Según el Departamento de Estado, esta nueva designación "está dirigida a aquellos que se rehusaron a desmovilizarse y que se comprometieron con actividades terroristas".
Concretamente, Washington considera a estos grupos responsables de la muerte de excombatientes de las FARC, homicidios, toma de rehenes, y destrucción masiva.
Bogotá también celebró el anuncio.
"La Segunda Marquetalia ha sido responsable de algunas de las muertes de excombatientes y por eso coincidimos con esta decisión", dijo en declaraciones públicas Emilio Archila, consejero presidencial para la paz.
Márquez, líder de la Segunda Marquetalia, fue negociador de paz por parte de la guerrilla en los diálogos de La Habana, que llevaron a la firma del acuerdo. Sin embargo, anunció su regreso a las armas en 2019 y la creación de esta disidencia.
El otro reducto de las FARC es el de Gentil Duarte, quien decidió no acogerse al acuerdo el mismo año de su firma.
Ambas disidencias están enfrentadas entre sí en algunas zonas de Colombia, primer productor mundial de cocaína, por el control de rutas del narcotráfico.
Iván Márquez, jefe de la guerrilla FARC - Sputnik Mundo, 1920, 30.11.2021
América Latina
Jefe de disidencias FARC pide "paz completa" con todos los grupos armados de Colombia
Según un informe reciente de la Fundación Paz y Reconciliación, estos grupos residuales actúan en 138 municipios de los más de 1.100 que tiene el país.
Principalmente, en el suroeste —departamentos de Cauca, Valle del Cauca, Nariño, Caquetá y Putumayo—; centro (Meta, Guaviare); noroeste (Antioquia y Córdoba), y este y noreste —Norte de Santander, Arauca, Guainía y Vichada—.
Casi 300 exintegrantes de las FARC han sido asesinados desde 2016.
Lo último
0
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала