América Latina
Desde el Río Bravo hasta Tierra del Fuego, noticias, reportajes y análisis sobre la realidad latinoamericana

La insurrección que encendió la llama de la Revolución Cubana

© AP Photo / Javier GaleanoLos cubanos celebran el 26 de julio
Los cubanos celebran el 26 de julio - Sputnik Mundo, 1920, 26.07.2022
Síguenos en
Mundo
Video
La madrugada del domingo 26 de julio de 1953, la oriental provincia de Santiago de Cuba, a casi 900 kilómetros de La Habana, atestiguó la osadía de 131 jóvenes pertrechados en 16 automóviles, vestidos con uniformes del ejército dictatorial de Fulgencio Batista y con el propósito de asaltar el Cuartel Moncada, la segunda fortaleza militar del país.
Como parte del plan, diseñado por Fidel Castro y Abel Santamaría, el mismo día y a la misma hora, otros 28 combatientes intentaron tomar el cuartel Carlos Manuel de Céspedes en Bayamo, Granma. Pese a que esas acciones no lograron su objetivo inmediato, a juicio de los expertos entrevistados por Sputnik, allanaron el camino del triunfo revolucionario.
Para el historiador, investigador y profesor titular de la Universidad de la Habana (UH) Hassan Pérez Casabona, el asalto a Moncada y el Carlos Manuel de Céspedes devienen "punto de partida, faro y antorcha que encendió nuevamente la llama libertaria", impulsada por una generación consciente de la crisis institucional y política y las gravísimas dificultades sociales.
Esa "exhortación", germinada a comienzos de la década de 1950, ha estado desde siempre conectada a los desafíos propios de cada etapa de la Revolución, como remembranza de tiempos pretéritos y la posibilidad de encontrar claves y denominadores comunes entre aquella hazaña, victoriosa respecto al factor estratégico, y la contemporaneidad.
Fidel Castro visita la Sierra Maestra en junio de 1962 - Sputnik Mundo, 1920, 26.07.2021
América Latina
El asalto a un cuartel militar que en 1953 cambió los destinos de Cuba
El académico consideró que la historia de América Latina en las últimas seis décadas tiene una relación indisoluble con el parteaguas que significó el 1 de enero de 1959, pues por primera vez en este hemisferio comenzaba su bregar una revolución, en sus albores, democrática, popular, agraria y antiimperialista y luego, socialista.
"Fue expresión de la hondura de que el poder debía emanar del pueblo, el principal actor de cualquier proceso de evolución. Desde entonces, hemos sorteado disímiles escollos, vicisitudes, las consecuencias de un bloqueo criminal, agresiones militares, sanciones económicas, guerra bacteriológica, presiones de toda índole y la Revolución se ha mantenido enhiesta", indicó.

La lucha armada

Aquellos sucesos "fueron el reflejo de la formación y capacidad extraordinaria del joven abogado Fidel Castro de comprender que en la Cuba republicana de la época se habían agotado todas las vías desde el punto de vista electoral; ese capítulo fue cerrado con el cuartelazo, el golpe de Estado del 10 de marzo de 1952 dado por Fulgencio Batista", sentenció a Sputnik Pérez Casabona.
Hasta ese momento, tres meses antes de los comicios presidenciales, el estadista confiaba en la participación popular y en el voto para el impulso de transformaciones sociales, económicas y políticas; sin embargo, entendió posteriormente que la lucha armada era el único camino posible para conquistar una revolución.
"Concibe el asalto de esas dos plazas como la antesala de una movilización, la chispa que detonara una revuelta ciudadana para derrocar a la tiranía batistiana y como preludio de un cambio ineludible. Si bien no fue exitoso en el orden militar, ayudó a visibilizar a sus participantes, la denominada Generación del Centenario", aseguró.
Los protagonistas de las acciones tenían como estandarte el pensamiento del intelectual y héroe nacional de Cuba José Martí (1853-1895). "Parecía que el Apóstol iba a morir en el año de su centenario, que su memoria se extinguiría para siempre (…) Pero vive, no ha muerto, su pueblo es rebelde", diría Fidel en su alegato de autodefensa durante el juicio en su contra por los asaltos, el 16 de octubre de ese año.
"En esa intervención, conocida en la historiografía como 'La historia me absolverá', realizó una verdadera disección, no solo de los grandes problemas presentes en el país: tierra, educación, industria, vivienda y la dependencia a la política exterior estadounidense, sino también un análisis profundo sobre las maneras de resolverlos", expresó.
Che Guevara junto a Fidel Castro - Sputnik Mundo, 1920, 09.10.2021
América Latina
El rincón de México donde el Che Guevara y Fidel Castro gestaron la Revolución cubana
No se puede entender a cabalidad el triunfo de 1959 sin antes comprender los hechos del 26 de julio, argumentó Pérez Casabona, durante los cuales solamente cayeron en combate seis asaltantes, mientras que 55 murieron asesinados como parte de la represión salvaje y brutal, extendida por más de una semana.
Poco a poco y pese a los intentos del régimen imperante por ensombrecer o manipular los acontecimientos, la población conoció su envergadura, sobre todo, advirtió que surgía una generación nueva, abrazada por los ideales martianos, y con el propósito de instaurar una república basada en el respeto, igualdad, justicia social y dignidad.
Precisamente, fue la presión social la determinante en la excarcelación de los Moncadistas, tras el otorgamiento de amnistía en 1955, y el enorme despliegue publicitario, dentro de la restringida libertad de expresión concedida por la dictadura, retomó el debate público sobre las acciones del 26 de julio y los crímenes cometidos al amparo del Gobierno de Fulgencio Batista.
© Sputnik / Danay GallettiEl historiador, investigador y profesor cubano Hassan Pérez Casabona
El historiador, investigador y profesor cubano Hassan Pérez Casabona - Sputnik Mundo, 1920, 26.07.2022
El historiador, investigador y profesor cubano Hassan Pérez Casabona
Bajo la divisa de "seremos libres o mártires", asumieron la organización de las fuerzas revolucionarias desde México; luego vino el desembarco del yate Granma, el 2 de diciembre de 1956; la ofensiva guerrillera con el rol significativo del Movimiento 26 de Julio y la entrada victoriosa de los conocidos como "barbudos" a las localidades liberadas.

"Personas sin formación militar y salidos de diversos estratos sociales derrocaron a uno de los ejércitos mejor entrenados que tenía Estados Unidos en el hemisferio, con más de 80.000 hombres armados, recursos modernos, financiamiento, apoyo logístico y doctrinal. Resultó acertada esa visión de sumar al pueblo, del campo y la ciudad, al núcleo central", refirió Pérez Casabona.

A su juicio, el Moncada "no es una alegoría del pasado", representa una invitación a la lucha del presente, que involucra entre otros a los científicos en la producción de inmunógenos contra pandemias y enfermedades internacionales, fruto de la Campaña de Alfabetización de 1959 y de esa idea del médico argentino-cubano Ernesto Che Guevara de que las universidades debían "pintarse de negro, de mulato, de obrero, de campesino".

El Moncada multiplicado

Yuri Aguiar Luna, máster en Relaciones Políticas Internacionales y experto en política comunicacional, advirtió a Sputnik cómo el curso del tiempo determinó que cada cubano, en distintas épocas tuviera "su propio Moncada", con ejemplos descollantes, entre ellos, la victoria en Playa Girón ante la invasión mercenaria, armada y dirigida desde Washington, y la contribución cubana a la lucha por la independencia de Angola.
"Ese espíritu de rebeldía y justicia asume hoy otras expresiones y compromisos, referido a lo que cada uno de nosotros podemos hacer por la patria en su concepto más amplio. Lo vimos en la defensa al regreso del niño Elián González, hace más de 20 años, y de los cinco héroes prisioneros en Estados Unidos", apuntó.
© Sputnik / Danay GallettiYuri Aguiar Luna, máster en Relaciones Políticas Internacionales y experto en política comunicacional
Yuri Aguiar Luna, máster en Relaciones Políticas Internacionales y experto en política comunicacional - Sputnik Mundo, 1920, 26.07.2022
Yuri Aguiar Luna, máster en Relaciones Políticas Internacionales y experto en política comunicacional
De acuerdo con el analista, el gran reto para historiadores y medios de comunicación, especialmente, es la articulación de mecanismos modernos, dinámicos, creativos y ajustados a nuestros tiempos para acortar las distancias entre esos hechos, algunas veces percibidos como lejanos, y la sociedad actual.
A su juicio, la Revolución Cubana rompió con los estereotipos y conceptos existentes en la región sobre cómo un proceso progresista podía llegar al Ejecutivo, en un contexto en el que las posibilidades y opciones para la izquierda resultaban coaccionadas e imposibilitadas de llegar a éxito, mediante el empleo de la violencia, asesinato a sus líderes y golpes de Estado.
"Agotados todos los procederes constitucionales, los cubanos abogaron por el enfrentamiento armado, no para obtener el poder, sino con el fin de concederle esa autoridad a los ciudadanos. Ello abrió nuevos derroteros en el imaginario del área y otros movimientos y guerrillas asumieron la misma idea y resultaron vencedores como es el caso de Nicaragua", concluyó.

Saludo internacional

Engracia Rivera, responsable de Paz y Solidaridad del Partido Comunista de Andalucía, ratificó a Sputnik que el 26 de julio, una fecha de gran significación histórica para Cuba, queda definida en la frase de Fidel: "El Moncada nos enseñó a convertir los reveses en victorias. No fue la única amarga prueba de la adversidad, pero ya nada pudo contener la lucha victoriosa de nuestro pueblo".
Para la activista, el espíritu de resistencia continúa firme y vigente, 69 años después, "como un mensaje de esperanza para los comunistas españoles"; alabó el enfrentamiento al bloqueo genocida e ilegal impuesto por la Casa Blanca y la batalla contra la pandemia COVID-19 pese a los constantes ataques y obstáculos.
"Cuba fue capaz de crear sus propias vacunas, enviar 56 brigadas del Contingente Internacionalista Henry Reeve a 40 países, incluidos aquellos del denominado primer mundo, y contener con éxito la crisis epidemiológica en su propio territorio. Queremos transmitir nuestra felicitación en esta efeméride, vamos a seguir peleando y persiguiendo nuestro propio 26 de julio", reconoció.
Por su parte, el presidente nicaragüense, Daniel Ortega, y la vicemandataria, Rosario Murillo, celebraron "el arrojo, audacia y la capacidad infinita de Fidel, Raúl y tantos héroes del pueblo valiente y noble" quienes "iluminaban con su gallardía el cielo y el horizonte revolucionario" de América Latina y el Caribe.
El logo de la agencia de noticias Sputnik - Sputnik Mundo
No te pierdas las noticias más importantes

Suscríbete a nuestros canales de Telegram a través de estos enlaces.

Ya que la aplicación Sputnik está bloqueada en el extranjero, en este enlace puedes descargarla e instalarla en tu dispositivo móvil (¡solo para Android!).

También tenemos una cuenta en la red social rusa VK.

ExpandirMinimizar
Lo último
0
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала